Presentación
Bienvenidos a la página personal del periodista y escritor Gustavo Hernández Becerra

Un bogotano perdido en Tarragona

Gustavo Hernández Becerra nació en Bogotá, Colombia, en 1955, y reside en Tarragona, España, desde 1978. Maestro y licenciado en Filología Hispánica, ha desempeñado distintos oficios, entre ellos los de fotógrafo, periodista y publicista. Desde el año 2005 es profesor de Lengus y Literatura Castellana, lo que le ha llevado a enseñar y a aprender en los Institutos Vila-seca, Jaume Huguet de Valls y Tarragona, respectivamente. Además de numerosos artículos, entrevistas y artículos de opinión, ha publicado cuatro libros de ficción y uno de crónicas periodísticas.

En el prólogo a Los días del tragaluz, Antoni Coll, director del Diari de Tarragona, se refiere así a Gustavo Hernández:

"Llevaba poco menos de tres meses en la dirección del periódico, cuando me llegó una carta de un joven colombiano que se ofrecía para colaborar. Estaba tan bien escrita que pensé: Si es capaz de escribir así, es capaz de escribir cualquier cosa."

En efecto, Gustavo Hernández se coló en el periodismo como escritor de columnas de opinión, y luego como redactor, oficio en el que hay que enfrentarse a todo tipo de textos y de situaciones. Por un cierto cuidado hacia los textos y una cierta torpeza con las situaciones, sus compañeros de trabajo lo han visto siempre más como escritor que como periodista. Algo de razón hay en ello, pues el autor ha abandonado el periodismo en dos ocasiones. Tampoco es que se haya prodigado mucho como escritor: tiene apenas cuatro libros publicados. Sin embargo, su aspiración es la de seguir deambulando, aunque sea muy despacio y a ciegas, por los difíciles e imprevisibles caminos de la creación literaria.
    La cola de las sirenas (abril de 2012). Ciento treinta y siete relatos componen esta nueva entrega de Culebron.es, en la que el autor se confirma como gran narrador de historias cortas. La cola de las sirenas contiene vidas, amores, desamores, pequeñas obsesiones, anhelos, muertes, desconciertos... Todo ello impregnado de un sentido del humor y una ternura que consiguen la sonrisa cómplice y la empatía del lector. El subtítulo de Relatos para gozar da una idea del propósito con el que están escritos.

Culebrones Culebron.es. Publicado a finales de noviembre del 2006, el libro recoge 106 relatos breves en los que se condensan grandes o pequeñas tragedias y miserias cotidianas de hombres, mujeres, ancianos, gatos y hasta un pez-niño.

Código de barras Código de barras es la primera novela publicada por el autor. En ella, José Ignacio Parra, un joven cajero de supermercado, intentará por todos los medios impresionar a la mujer que ama. La novela está escrita en clave de tragicomedia, pues ¿hay algo más trágico o más cómico que el amor?


Inventario Con Inventario en domingo, Gustavo Hernández Becerra se dio a conocer como narrador de ficción. El libro, publicado en 1997, reúne diez relatos en los que el autor deja patentes las claves de su escritura: lenguaje sencillo, estilo depurado y un ácido y sorprendente sentido del humor.

Miniatura Tragaluz En Los días del tragaluz, el autor reunió cien columnas periodísticas publicadas en el Diari de Tarragona a principios de los años 80 del pasado siglo. Datan de una época en la que Ronald Reagan gobernaba en EEUU, Felipe González en España y Carolina de Mónaco era la reina de corazones. Nadie sabía aún lo que era el SIDA y ni siquiera se conocían los cajeros automáticos.